HOY QUISIERA CONFESAR.


Hoy quisiera confesar

que es amor lo que yo siento, 

que la persona a quien amo

siempre está en mi pensamiento.

Deambulo por la noche

envuelto en lánguidos sueños, 

entre silentes espacios

vienen a mi sus recuerdos.

Crepúsculos y amaneceres, 

me siento feliz con ella

recordando atardeceres, 

siempre me acerco a mi estrella.

Cautivo de su dulzura

sin rencor a mi destino, 

me obligo a ir paso a paso

siguiendo ese camino.

Una ruta que me lleve

a estar con ella algún día, 

a cumplir ese deseo….. 

juntos por toda una vida.

SEÑAL DE LUZ.


Tengo una buena sensación,

pues al cielo he pedido una señal,

para darte mi amor eternal,

lo cual me embarga de emoción

y de estar contigo me da una ilusión.

Una señal luminosa pedí,

que ilumine tu cabeza,

que para mi sorpresa,

en tu frente descubrí,

eso he creido con certeza,

la señal que como cazador,

esperaría de su presa.

Una corazón, vislumbre en tu frente,

enmarcado por los contornos de tus cabellos,

reflejos de luz, que en sus tonos;

hace resaltar la figura corazonada,

que me hace pensar que tu eres…

la mujer que espero, cual Rey en su trono,

por la cual empuñaré la espada,

y te amaré… más que a todos los seres.

Me ves con tus ojos tono Obsidiana Gris,

enarcas las cejas, como Artemis;

Muerdes tus labios al verme,

cazas mis labios entre los tuyos,

aprensado entre tus brazos, mi cuerpo;

sin oportunidad de escapar y sin desearla;

de cazador pase a ser cazado.

Eres todo lo que encontrar he esperado,

mi busqueda por ti ha terminado,

ya solo una cosa más me queda por hacer,

entregarte mi corazón,

por ti eternamente flechado,

lo cual me embarga de placer.

LA AUSENCIA DUELE.


Como duele la distancia

cuando cada milla, cada kilometro

separa dos almas que se aman, 

cuando los besos que se añoran

no se reciben en cada mañana. 

Como duele la distancia

cuando recuerdo el sabor de tus besos, 

cuando el frio de mi ser

extraña el calor de tu cuerpo. 

El dolor de la distancia mengua

cuando escucho tu voz en alguna llamada sorpresa, 

es cuando por algún minuto nos tenemos

aunque después nuevamente la distancia acecha. 

Me duele tu ausencia, 

me duele el día, pues solo te pienso, 

y adoro cuando cae la noche

pues al fin…. en mis sueños te tengo.

OBSESIÓN


 

Muéstrame el camino

que me llevará hasta tus pies,

indícame el atajo que debo seguir

para alcanzar tu sombra,

guíame por la senda

que me permitirá llegar

hasta tu cuerpo celeste.

Mis noches han sido eternas.

No he tenido días.

Mi mente sólo en ti piensa…

Mi cuerpo está abatido, cansado

de seguir en tu búsqueda.

Desvelos continuos se entretejen

en el silente nocturno.

Me he dado casi por vencido

de no poder hallarte;

pero de nuevo… mi obsesión

me lleva a seguir buscándote.

Estoy alucinado,

envuelto en una nube

espesa de misterio.

No te puedo encontrar,

no sé llegar a tu cuerpo,

menos a tu sensibilidad

porque soy tosco,

y de modales rústicos;

no tengo tu fineza,

tu preclaro gusto

que te ha convertido

en una inalcanzable diadema.

Y yo, con mi esperar luctuoso

sin poder llegar.

Ahora, en el umbral de mi plenitud

insisto en llegar a ti;

en tocarte primero,

abrazarte enseguida

y ganarme tu cariño después.

Sé caritativa con mi alma

y mi solitario corazón,

bríndale a mi cuerpo ese regalo:

terminar con su obsesión .

Muéstrame el camino

que te lleva a ti;

ilumíname mis pasos

para llegar pronto y poder tocar

tu placentero corazón.

Envuélveme con tu aura

para que mis palabras, modales

sean gráciles

y pueda llegar hasta tu alma

para finalmente, puedas amarme eternamente,

ser feliz

y mi cuerpo termine

con esta tremenda obsesión.

PERMITAME DEDICARLE UNA POESIA.


Permítame dedicarle una poesía. Esta no es como de aquellas que siempre se pierden entre los suspiros de un viento primaveral. No. Esta es única en su tipo, pues, inundada con mis labios rebosantes de esa tinta que quiero que rime en su piel durante las noches de luna llena, que es donde yo la elevo hasta la negrura de ese cielo que hay en sus ojos, adornado por las estrellas que brillan en sus profundidades.

Esta no es una poesía como tantas otras, pues, va incólume de sus ayeres para permanecer en usted en sus mañanas y que sepa así de que sus presentes están calcados en cada verso que usted recita con sus labios. Es ahí donde yo quiero verme reflejado como esa alegoría que yace en cada verso para luego dejarme caer como niebla sobre su cuerpo durante la noche, así, fugitivamente como silencioso susurro dado por sus labios que se decantan en cada uno de estos versos, de esos que se pierden en los límites de esas rimas que desean posar deseososas al borde de su cintura desde donde empezarán a hacerle el amor de manera furtiva, sin que usted se entere de su presencia, pues esta poesía también va embelesada con cumplir su objetivo, que es el de demostrar su perfección a cada paso a cambio de hacerle mil locuras en su entrepierna, con la esperanza de que vea en cada verso a ese poeta que la desea con lujuria eterna.

Por eso, quisiera que la recibiera sin más, silenciosamente, pues, el bullicio es como una perturbación intensa que a veces es capaz de emborrachar sentimientos para que se pierdan en sus haberes. De ahí que le sugiero que guarde cada verso a la altura de sus senos, desde donde yo beberé de su propia esencia para fortalecerme en mis acontecimientos

.De ahí que le sugiero de que permita posar estos versos a la altura de su vientre, en donde mis labios dejarán esa huella más allá de su propia mente como para que recuerde la perfección que yace ahí.

De ahí que le sugiero que le dé de beber también de su entrepierna para que borre esa sed de usted y se sacíe en el desierto amplio de su piel para que se pierda entre sus múltiples orgasmos en cada rima, y así vea que cada verso de esta poesía estará siempre emborrachado de la esencia de su ser. 

NOSTALGIA.


 

Silencio que brama en la oscuridad de la noche, soledad que estremece sin piedad.

Astillas de mi alma son esparcidas por doquier; tiempo que como espina hiere dejando huellas de sangre por todo mi sendero.

Madrugadas frías traen consigo recuerdos saturados de insomnio, esperanza que se esfuman con la luz del nuevo día; lejanía y ausencia conciben el dolor y la tristeza. Yo con la mirada perdida, con el dolor pertinaz dentro de mi pecho.

Amar lo ajeno es pecado, pero aún así no me arrepiento, impío seré hasta la muerte por amarte como te amo.

Nostalgia que me acompaña, agonia que me persigue… «Hastío que fuerte golpea»

Duro peregrinar ha Sido el mío y aún no sé dónde iré a parar.

Cómo halcón viejo y cansado ya no tengo fuerzas para volar.

LLUEVE.


La lluvia que nos espera,

con sus recuerdos que se derraman

como gotas de cielo y nube, que caen

mojándonos con su susurro,

como deseo del agua

 

Tus cabellos que se mojan

como nidal de aves en el cobijo del árbol

como mis mechones nublados de blanco

por el tiempo denso y oscuro que ha esperado

 

Una gota como lágrima que juguetea en mis labios

presagiando el deseo que habita dentro de mi

para mojarlo todo, para mojar tu cuerpo

que como pradera virginal espera la humedad

 

La precipitación indócil, como diluvio de recuerdos,

que se derraman con la fragancia del amor

reavivando los sueños olvidados

con las gotas como latidos

de una tierra nueva, renacida. 

Tú y yo, empapándonos,

iluminando nuestros cuerpos

con relámpagos que brotan de nuestros ojos

y sonrisas que juguetean graciosas

cuando una gota furtiva acaricia la piel

erizando el alma y nuestro vientre. 

TODO ES POESIA.


 

El tiempo pasa, corren los días del calendario. En mi cuarto hay un dario y lineas de vida se escriben en versos, cuentos, frases e historias. 

Tu mirada se desliza por mi mente y se convierte en mi sonrisa, el recuerdo de nuestros besos invade mi alma desde que te fuiste.

Hoy todo es poesía en el espejo de mi ser, esta mañana de mayo hay un poeta que ama ese día de nostalgia, y aún siente ese aire frío recorrer su cuerpo por el último adiós. 

YA NO HABRÁ MAS TARDES….


Ya no habrá más tardes

ni para correr, ni para pasear…

Ya no habrá más esa mirada triste

con lágrimas como caireles

dibujadas en tu rostro…

Ya no habrá más noches

ni madrugadas con frio,

Ya no habrá más días de gloria

y un trocito de mi alma y de mi corazón

se han ido contigo…

El mundo te quedó chico,

no habrá más sendero que abarque tu camino,

siempre observando al horizonte,

imaginando, quien sabe que cosas,

y yo nunca supe observarlo contigo…

Ya no habrá más huellas tuyas

dibujadas en la tierra,

pues ahora has extendido tus alas

y te has elevado en vuelo…

¡Vuela alto amigo! 

sin cadenas ni cuerdas esta vez

atadas a tu cuello…

¡Vuela alto amigo!. 

Con tu cariño y tu nobleza

fuiste un Angel en la tierra,

¡gracias por estos años felices!

hoy te toca conquistar el cielo,

quizás mañana habrá más tardes,

para conquistarlo contigo…

DETALLES.


 

Escucho batir las olas

rompiendo sobre la arena, 

trocitos de caracolas

adornan aquella escena.

Un corazón dibujado

rezando en el interior

te amo, se había pintado

como una muestra de amor.

En ese rincón aislado

soñábamos frente al mar

con cumplir lo deseado

nunca dejarnos de amar.

Supe que había sido ella

por el lugar elegido, 

inconfundible su huella

en su espacio preferido.

Era un bello atardecer, 

el sol se estaba ocultando, 

yo escribí con gran placer

te voy a seguir amando.

A %d blogueros les gusta esto: