EN UNA NOCHE OSCURA.


En una noche oscura,

me abrumaron los recuerdos,

y mis ojos lo sabían

mientras lloraban por dentro.

Las lágrimas fueron tantas

que lavaron mis mejillas,

estremeciendo mi alma

mientras el corazón me latía.

En sollozos me encontraba

queriendo gritar en silencio

aquello que me afectaba

y que no podía entenderlo.

En mi regazo me abrazaba

esperando tener un consuelo

pero, entre más lo intentaba

sentía que no podía tenerlo.

Así pasaron las horas

en aquella madrugada

intentando conciliar el sueño

para apagar aquellos recuerdos.

Mis intentos fueron vanos

pues no se desvanecieron,

en mi mente aún estaban

esos malos pensamientos.

El amanecer se aproximaba

entrando la luz del cielo

y anunciando por la ventana

el nuevo día para comenzar de cero.

Llegó el momento de despertar

de esta real pesadilla

y nuevamente continuar

con la belleza de la vida.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: