NOCHE…..


Hoy te encontré, 

eras la estrella más bonita del cielo

resplandeciente como siempre. 

No pude evitar pensar en tu sonrisa, 

te imaginé feliz y sonriendo, 

Iluminando todo pero esta vez desde el cielo. 

No te olvido, te llevo aquí, 

a un ladito mío, 

donde guardo tu cariño. 

Hoy te encontré, 

eras la estrella más bonita 

en la oscuridad de un cielo 

que con tu luz, mi 

noche resplandecía. 

ÚLTIMO AMOR.


¿En qué espuma marina se va el amor

cuando perece?  ¿A qué recóndito silencio

su voz floral se entrega?

No queda sino el vano hechizo

como el fuego de una vela disipado,

y la dulce plenitud a un precipicio

cae sentenciada.

¿Por qué ha de morir el amor

como muere un ave que ahonda

el cosmos de luz y aire?

No deseo que muera en mi boca

el último beso que me hayas dado,

será hasta la última hora

mi dolor callado y mi recuerdo solitario,

y sólo morirá cuando muera la aurora

en su fulgor arcano.

No huyas, amor, como huyen

las palomas en el atardecer distante.

No huyas con mi alma, que tiene

en ti la esperanza y la sangre

de este clamor humano. No huyas

al olvido sombrío como caen

los sueños en la madrugada.

Que no culmine este amor 

que hemos cobijado como retoño

alado o rosa santa.

Que sea por fin en nosotros

el nacimiento de la luz y lo eterno,

cuna del secreto dolor

y del llanto dulce y la risa alada.

ME RINDO……


lo que te  has hecho,

mujer,

que te encuentro

más bonita.

Te veo

en cada uno

de mis sueños.

vestida con clase,

sonrisa, y garbo,

miras y te dejas mirar

presumiendo tu juventud.

Verte caminar,

no me cansa,

regresas a mis sueños

y, todos mis enojos

dejan de ser,

duran lo que toma

el parpadear.

Me rindo

ante tu desnudez,

y lo sabes.

De tu piel canela

mis ojos son presos,

creo que ya no le quepa

ni un medio beso.

Es que me hueles a cielo.

Si no fuera tan orgulloso

te perseguiría en mi sueño,

correría detrás de ti.

Sabrías que te amo, 

que siempre lo haré.

Es que las emociones

nublan la razón

solo dejando ver

lo que ya

no queremos ser.

            Amor mío.

TAN SOLAMENTE………. ASÍ.


Quién se acordará de mí
cuando mis huellas se borren
en los días de un futuro
en que nadie me mencione.
Dónde quedarán mi versos

mis prosas y mis poemas
y quién volverá a leer
alguna de mis novelas.
No lo sé, no lo imagino

y jamás yo lo sabré
mas no importa si me olvidan
pues yo olvidaré también.
Pero aún sigo pisando

y mis huellas aparecen
miro que las van siguiendo
dos poetas y otros siete.
Yo no sé quiénes serán

mas si alguno busca en mí
lo que al vivir escribí,
mis letras no morirán
y en ellas recordarán
que alguna vez… ¡Existí!

¿QUÉ ERES?


Luna triste, ojos tristes, en tus caminos solo hay lámparas apagadas ¿qué eres? Somnolienta, enredadera loca que busca subir al vino ¿qué eres?

E·n tu floresta solo veo fantasmas correr con locura ¿de dónde eres? Escucho tu voz lenta como arpa rota, tu figura de guitarra sin cuerdas ¿qué eres? ¿qué buscas?

Tus labios rotos son como dos cascadas vacías ¿quien eres? ¿a dónde se han ido tus caudales?

Tus dedos son como brújulas buscando algo ¿buscando qué? Tal vez, escapar de algo ¿escapar de qué? Te tengo aferrada al pecho mientras gota a gota me conmueves el corazón

¿Que eres? ¿quien eres? no lo sé, no lo sé ¿que buscas? ¿por qué? No lo entiendo, no lo entiendo, pero no te vayas, jamás, quédate aferrada a mi alma.

MUJER BONITA.


Esbelta y de piel morena,

Cabello largo y ojos pequeños,

Una mujer bonita en Bilwi,

camina cansada después de la jornada.

Una mujer bonita por dentro y por fuera,

Vas a pescar y aportas al hogar,

Llegas a casa después de la caza,

Traes un venado a cuestas.

Otras son comerciantes de pepino de mar,

Otras venden tortugas en el mercado,

Otras son maestras en escuelas monolingüe y bilingüe.

Su belleza radica en enfrentar a la vida,

En no rendirse, ni apagarse,

 mantenerse firme como una linda flor de pino.

Siempre eres y serás una mujer bonita. 

ME PIERDO.


en la tierna brisa
que da color a la ternura.

Me pierdo en la sonrisa
que abriga el corazón
sin tiempo y espacio.

Me pierdo en los minutos
en la totalidad de tu compañía
donde palpita tu presencia.

Me pierdo en los versos
en las líneas que me llevan a ti
y en este silencio, mientras escribo.

AMOR DORMIDO.


·

Nunca imaginé

que la  fragancia de tus besos,

adherida a mis recuerdos

la encontraría

al final de mis días,

cuando mi  vida se tornaba

apacible y triste,

con tardes grises.

Y que sólo al ver tu rostro

iluminado por tu esplendorosa sonrisa

comprendería mí alma

que en tu corazón

aún latían emociones,

y en tu alma palpitaban

los sentires y sensaciones

de un amor dormido…

que necesitaba despertar

de entre los sueños del olvido.

A %d blogueros les gusta esto: